Suunto Ambit3 Peak y Spodha

La llegada.

Ni idea, me enteré de su existencia cuando me lo entregó un compañero del equipo Spodha para probarlo y compartir con vosotros mis conclusiones.

El dispositivo.

El dispositivo viene en una caja de cartón junto con la banda pectoral, siempre que esta se haya adquirido, pues se venden por separado.

Estéticamente es muy atractivo, con el único problema de ser grande y pesado comparado con sus competidores. Esto es debido a que posee una batería bastante más grande que sus hermanos (el Ambit3 Sport y el Ambit3 Run), lo cual le otorga una muy buena autonomía, tanto en modo reloj (alrededor de un mes) como en modo deporte (aproximadamente 25 horas).

Si tienes unas muñecas delgadas o con huesos sobresalientes, te recomiendo probarlo antes de comprarlo. Su peso y forma tan abultada, pueden hacer que termine lastimándote la muñeca. Especialmente si usas algún abrigo o sudadera con manga larga.

En cuanto a funcionalidades, está enfocado en actividades que requieran el uso de GPS, al ser su punto más fuerte. Por lo tanto, conviene a deportistas en movimiento, que requieran de una precisión máxima durante sus actividades.

Esto no significa que el dispositivo no pueda defenderse en otras áreas. Por el contrario, te deja importar perfiles (por ejemplo, crossfit) y también rastrea tu actividad durante el ejercicio.

Además, para esos amantes de hacer deporte en el exterior, el Ambit3 Peak es capaz de darte información del clima, lo cual puede ser interesante a la hora de planificar una actividad al aire libre.

Como parte negativa, el reloj no realiza algunas funciones que pueden ser interesantes para algunas personas, como es el análisis del sueño. Y aunque rastrea tu actividad diaria (calorías quemadas), la información obtenida no puede ser exportada fuera del dispositivo.

Supuestamente mide la Frecuencia Cardiaca debajo del agua, pero no he podido comprobarlo.

Suunto MovesCount.

El dispositivo se conecta a la aplicación Suunto MovesCount, la cual está disponible en iOS y Android, además de tener una plataforma web desde la que se puede acceder desde cualquier dispositivo con un navegador.

Una vez descargada la aplicación, se deben seguir las instrucciones (este proceso es muy sencillo e intuitivo) para hacer el primer “pairing” entre el dispositivo y el teléfono. Posteriormente, la conexión es automática (tener en cuenta que el dispositivo usa Bluetooth, por lo que debe activarse en el teléfono, para que el Ambit3 puedan enviar los datos recogidos).

También es posible la transferencia de información a través de USB; si algún día no dispones del móvil, o simplemente no deseas utilizarlo para sincronizar, siempre puedes conectar el Ambit3 al ordenador.

La información mostrada en la aplicación móvil es más escueta que la mostrada en la aplicación web. Por ello, dependiendo del tipo de ejercicio que realices, es posible que la aplicación móvil no sea suficiente.

Por ejemplo, si se usa el dispositivo con una banda de pecho, se calcula el VO2, pero esta información se muestra únicamente en la aplicación web mediante gráficos.

¿Por qué SPODHA?

Llegados a este punto, señalar que, si eres un deportista ocasional y no te interesa profundizar en tus métricas de entrenamiento para mejorar tu estado de salud, es probable que te sirvan los servicios de Suunto; pero si quieres ir un pasito, o unas cuantas zancadas más allá, necesitarás Spodha.

Aquellos deportistas que trabajan con un entrenador, un médico, un nutricionista, o pertenecen a una estructura deportiva, lo saben bien, necesitan Spodha para poder obtener métricas avanzadas de su estado físico y mental, análisis predictivo de dichas métricas; además de planificar sus entrenamientos, competiciones, seguir y analizar lesiones. Todo ello bajo el paraguas de los técnicos y miembros de su equipo.

Vinculando Suunto y SPODHA.

Una vez que hemos completado los pasos que nos pide Suunto Movescount, acudimos a la web de Spodha , nos registramos y ya podemos activar la importación automática de datos desde la plataforma STRAVA que estemos usando. Esto hasta que podamos incorporar a nuestros servicios la vinculación directa con Suunto (trabajamos en ello). Para ello, únicamente debes ir a tu cuenta (esquina superior derecha) y seleccionar "Mis datos".

Entrarás en una ventana con varias pestañas, te diriges a "Vincular dispositivos", y ya sólo tienes que apretar el botón de STRAVA, dar tus datos de acceso a la plataforma de STRAVA (nosotros no los almacenamos ni los podemos ver).

STRAVA.

Como indicaba en párrafos anteriores, de momento necesitamos tener una cuenta de STRAVA para trabajar con Spodha. En este sentido, hemos recibido varias preguntas sobre la seguridad de esta plataforma y el problema de filtrado de los datos. Indicaros que STRAVA permite configurar sus cuentas en modo privado, de manera tal, que no se comparta absolutamente nada, con nadie que no esté autorizado por vosotros.

Y todo listo, a mejorar el rendimiento :)

Andrés Gargano